27 Nov 13

Regalos por contratar un plan de pensiones: como valorarlos

publicado por en la categoría Finanzas personales, Jubilación, Planes de Previsión Asegurados (PPA), Productos de ahorro, Productos de ahorro garantizado

En esta época del año llueven las ofertas para contratar o traspasar planes de pensiones. Las entidades financieras aprovechan la recta final del ejercicio para lanzar sus propuestas sobre estos productos de ahorro a largo plazo que se caracterizan, entre otras cosas, por desgravar en el IRPF. Es decir, se sirven de este incentivo fiscal en un momento en el que los ahorradores más previsores hacen cuentas y ultiman la planificación fiscal del curso.

 valorar regalos de planes de pensiones

Este año la tarea de pagar menos a Hacienda está siendo más dura si cabe tras la desaparición de la deducción por adquisición de vivienda habitual para las compras posteriores al 1 de enero de 2013. En esta tesitura, los planes de pensiones y otros productos de ahorro a largo plazo como los PPA son una buena alternativa para suavizar la factura fiscal, ya que permiten reducir la base imponible en el IRPF en función de las aportaciones y la edad del contribuyente. Dicho de otra forma, gracias a ellos se pagan menos impuestos en la renta 2013.

Además, los últimos meses del año son el momento elegido por muchas personas para hacer balance del ejercicio y comprobar cuántos puntos de su lista de buenas acciones han cubierto, así como para poner a tono sus finanzas personales.

 

Estos dos elementos son los que dirigen la avalancha de ofertas por contratar un plan de pensiones o traspasar el existente desde otra entidad. La duda en este caso llega en el momento de valorar las propuestas. La dura competencia hace que muchas entidades opten por incentivar a los ahorradores más allá del propio producto, con regalos e incluso dinero en efectivo. Así lo hace, por ejemplo, Aegon con sendas ofertas en forma de regalos y retribuciones dinerarias que pueden consultarse aquí y aquí.

¿Cómo valorar adecuadamente estos regalos? Desde aquí queremos dejaros cuatro claves para dar con la mejor respuesta o por lo menos conseguir que esta esté bien fundamentada:

  • Valora el regalo en su justa medida: cualquier regalo o aportación dineraria es una ganancia adicional que conviene tener en cuenta. Sin embargo, tampoco es necesario volverse loco al respecto. Además, no hay que perder en cuenta que estos regalos están sujetos a su correspondiente retención de IRPF y al pago de impuestos en la declaración de la renta de 2014. Por eso mismo, en el caso de los regalos en especie, lo primero será buscar el valor económico real del mismo y compararlo con lo que vamos pagar por él en forma de comisiones y compromisos de permanencia. Por esto también hay que plantearse si realmente cubre una necesidad o un capricho.
  • Estudia el plan: quizás lo más importante, por encima del regalo. Hay que valorar la oferta dejando de lado el incentivo y preguntarse si es lo que buscamos y si cumple nuestras expectativas en términos de rentabilidad y de perfil de inversión. En el caso de los traspasos, esto implica comparar rentabilidades y enfrentar ambos productos, además de preguntar por compromisos de permanencia.
  • Pregunta por las comisiones: este es un elemento que tiende a pasar desapercibido, pero que hay que tener muy en cuenta, pues servirán para minorar las ganancias obtenidas.
  • Valora la entidad financiera: otra de las cuestiones a las que no se le suele atribuir la suficiente importancia. Deberíamos aprender de experiencias pasadas y estudiar muy a fondo con quien invertimos el dinero de nuestra jubilación. Y es que hay gestoras que pueden ofrecer importantes intereses pero sin apenas un ‘tack record’ que valorar.

Y ahora que ya sabes cómo valorar los regalos asociados a los planes de pensiones, sólo tienes que tomar la mejor decisión.

Imagen – Nacho Pintos en Flickr



Etiquetas: , , ,

Deja un comentario