12 Abr 18

Qué coche te compensa comprar. Compra tu coche como un financiero

publicado por en la categoría Economía, Finanzas personales

La compra de un coche es una decisión muy importante para tus finanzas personales. Debes tener en cuenta qué coche es el que realmente puedes comprar y cómo financiarlo.

La adquisición de un vehículo es uno de los mayores gastos que ha de soportar tu economía personalii9 junto a la adquisición de vivienda. Por ello, del mismo modo que aplicamos buenas dosis de realidad a la compra de nuestra casa, o deberíamos hacerlo, si estás pensando comprar un coche debes tratar de ser lo más racional posible, y, aplicar algunas sencillas reglas financieras.

La tentación de adquirir un vehículo superior al que realmente podemos aspirar está siempre ahí. Gracias a opciones de financiación a largo plazo puede incluso parecer que lo tienes al alcance de la mano. Sin embargo, esto no siempre va a ser una buena idea ni mucho menos.

Compra el coche que realmente puedes comprar

Hay muchas fórmulas e ideas alrededor de cómo valorar el tipo de coche que realmente puedes permitirte. La gran mayoría de ellas se basan en la financiación a plazos con lo que el gasto real del vehículo va a ser muy superior al inicial. Pocas de estas ideas parten de algo tan sencillo como adquirir el coche que realmente deberías por tu situación económica.

Una regla muy sencilla es no adquirir un vehículo cuyo coste sea superior a nuestros ingresos de un año. A partir de esta regla podrías aplicar un sistema básico que dividiría en tres apartados la adquisición: entrada, plazo de financiación, porcentaje de gasto.

Entrada del vehículo

Es fundamental aportar una entrada en la compra del vehículo a financiar. Si no tienes al menos el 20% del coste del coche para poder aportarlo como entrada no deberías comprarlo. Se trata de haber tenido un objetivo de ahorro a tal efecto. Recuerda que la depreciación de los vehículos hace que el dinero de la entrada se vea casi por perdido en cuanto conduces el coche por primera vez. Se calcula esta depreciación en torno al 19% durante el primer año.

Si has conseguido ahorrar ese 20% del coste del coche llega el momento en el que debes plantearte la financiación del resto del precio. Obviamente a mayor entrada menor financiación y menor impacto de los intereses.

Plazo de financiación

Tanto las financieras de las propias marcas como quien puede ofrecerte un crédito, estan deseando vender sus productos. Esto significa que en ambos casos pueden ofrecerte plazos relativamente largos para la financiación del coche. Estos plazos pueden llegar a encarecer el vehículo de manera increíble.

Por regla general el periodo máximo de financiación para la adquisición de un coche debería ser de cuatro años. Más años harán que el precio de nuestro coche haya sido tremendamente elevado, para un bien que, además, no se revaloriza sino que pierde valor con el tiempo.

Porcentaje de gasto

Esta sería la última regla para aplicar en este proceso en el que vas a comprar un coche. Debes tratar de determinar cuál es el porcentaje de gasto mensual que puedes asumir en la compra del vehículo.

Un coche debe ser considerado como una herramienta de servicio, los gastos que acarrea no terminan con su adquisición. Desde gastos de mantenimiento, aparcamiento, combustible… Esto hace que, realmente, al margen de su coste, un coche suponga un gasto constante.

Si hay una regla no escrita que dice que no debemos dedicar más del 25% o 30% a mantener créditos, en el caso del porcentaje de gasto para la financiación del vehículo este no debería ser superior al 10% de los ingresos mensuales.

Imagen de Flickr



Etiquetas: , , , , , ,

Deja un comentario

15 + dieciocho =