30 May 14

PPA: ventajas y desventajas

publicado por en la categoría Planes de Previsión Asegurados (PPA), Productos de ahorro

Los PPA o Planes de Previsión Asegurada se han convertido en una alternativa real los planes de pensiones para ahorrar a largo plazo y planificar la jubilación. Para quienes no estén familiarizados con este producto financiero, se trata de un seguro de ahorro y previsión que, básicamente, cubre la contingencia de jubilación junto con otras adicionales como las de invalidez y fallecimiento.

PPA: ventajas y desventajas

Analizamos las ventajas y desventajas de los PPA y si merece la pena invertir en ellos todos o por lo menos parte de nuestros ahorros.

Ventajas de los PPA

Los principales beneficios de los PPA se pueden resumir en dos elementos: garantía de cobro y fiscalidad. Y es que los PPA están obligados por ley a garantizar un tipo de interés fijo en el momento de la contratación, así como la recuperación de total de las aportaciones. Dicho de otra forma, el dinero invertido está asegurado junto con unos modestos rendimientos a los que se les podrá añadir mayor o menor rentabilidad en función de las variables que se determinen.

Por la parte de la fiscalidad, los PPA disfrutan de las mismas ventajas de los planes de pensiones. Esto se traduce en la posibilidad de pagar menos en la declaración de la renta por las aportaciones que se realicen. En concreto, las cantidades invertidas servirán para reducir la base imponible del IRPF en función de la edad y renta del partícipe. En concreto, los menores de 50 años podrán aportar la menor cantidad de entre 10.000 euros o el 30% de sus ingresos, un porcentaje que sube hasta los 50% de los ingresos o 12.500 euros para los mayores de 50 años.

Desventajas de los PPA

No todo pueden ser puntos positivos y los PPA también cuentan con algunas desventajas. La más notoria es que el dinero invertido no se podrá recuperar en cualquier momento. Los supuestos contemplados legalmente para acceder al capital aportado son el de la jubilación, enfermedad grave, incapacidad o paro de larga duración. Si no concurre ninguna de esas circunstancias no se podrá acceder al dinero.

Además, la fiscalidad del rescate también es algo más negativa que la de otras alternativas de inversión. Y es que, como ocurre con los planes de pensiones, las rentas obtenidas tributarán como rentas del trabajo y, lo que es peor, se pagarán impuestos por los derechos consolidados, que incluyen tanto el dinero aportado como los beneficios que haya generado el PPA. En otros productos como los fondos de inversión sólo se pagan impuestos por las ganancias.

Imagen de pixabay.com



Etiquetas: , , ,

Deja un comentario