7 Ago 13

¿Cuánto dinero debo destinar a mis vacaciones?

publicado por en la categoría Finanzas personales, Noticias

En anteriores ocasiones ya hemos sentado las bases para elaborar un buen presupuesto personal y familiar que sirve para tener un control de nuestro flujo de caja y de nuestra economía. Ese presupuesto estaba organizado en diferentes partidas o apartados tales como alimentación, hogar, ocio, ahorro o transporte. Ahora vamos a ahondar un poco más con un ejercicio concreto muy a cuento de la época estival: las vacaciones. ¿Cuánto dinero debemos destinar a nuestras vacaciones?

 dinero vacaciones

Lo cierto es que no hay una cifra concreta y ni siquiera un porcentaje máximo de nuestro presupuesto que debamos asignar a las vacaciones. Por muy raro que pueda parecer, todo depende de las prioridades personales de cada uno y de donde quiera destinar su dinero. Sin embargo, sí que hay dos factores a tener cuenta y que limitarán efectivamente el dinero de las vacaciones. El primero es que para poder irnos de vacaciones con la conciencia tranquila, deberemos dejar los deberes hechos, es decir, tendremos que tener nuestras finanzas en orden y al día. Si directamente desconocemos nuestros flujos de capital, gastos e ingresos, sería conveniente hacer un ejercicio de autocrítica y un mínimo estudio antes de gastar en vacaciones un dinero que quizás no tenemos o que podremos necesitar en un futuro inmediato.

El segundo punto tiene que ver directamente con el presupuesto personal y la partida de gastos de la que saldrá el dinero de las vacaciones. Este debe ser el dinero del ocio o de ahorros concretos, en función de cómo hayamos dividido el presupuesto. De esta forma, el capital que gastemos en vacaciones no podrá nunca superar el porcentaje que destinemos a estas partidas.

Con estos puntos claros, el dinero a gastar dependerá ya de nuestras preferencias. Si tenemos un presupuesto bien armado, estamos ahorrando a largo plazo para la jubilación y tenemos un buen colchón financiero, nada tiene por qué impedirnos gastar el 70, 80 e incluso el 90% del presupuesto en ocio de ahorros concretos en las vacaciones. Y además podremos hacerlo tranquilos, sabiendo que el resto de nuestro engranaje económico avala esta decisión.

Ya que el coste de unas vacaciones suele ser obligado y no puede obtenerse de una sola mensualidad, esto nos obligará a planificar anticipadamente cuánto dinero queremos gastarnos en estos días libres y muy seguramente también incentivará que tratemos de buscar opciones más económicas una vez elegido el destino para obtener un mayor rendimiento de nuestro dinero.

En definitiva, si bien no existe un dinero máximo que debamos gastar en vacaciones, sí que hay mecanismos para que el gasto en estos merecidos días de descanso no se descontrole y destroce el presupuesto del resto del año.

Imagen – Tax Credits en Flickr



Etiquetas: , , ,

Deja un comentario